Descubriendo Montessori

VALE, LO TENGO CLARO, QUIERO “MONTESSORIZAR MI AULA” ¿Y AHORA QUE? ¿POR DONDE EMPIEZO?

Escuela1

Tal vez lleves un tiempo dándole vueltas al tema, eres maestra o educadora desde hace años, hasta ahora has hecho las cosas como en su día aprendiste a hacerlas… pero llevas un tiempo cuestionándote si estás enfocando la educación de tus alumnos/as de la mejor manera posible…

Tal vez lleves un tiempo leyendo acerca del método Montessori (y de otros métodos educativos más respetuosos con los ritmos de los niños/as) y durante el verano hayas tenido tiempo de pensar y hayas decidido DAR EL GRAN PASO -> ¡MONTESSORIZAR TU AULA!

Aquí te damos algunos consejos para empezar, espero que te sirvan de ayuda:

1. REFLEXIONA

Piensa en tu infancia, cuando eras niño/a e ibas a la escuela, a la edad de los niños/as que tienes tu ahora en tu clase. 

Hazte las siguientes preguntas:

  • ¿Qué te hubiera gustado sentir allí? Miedo, rabia, frustración, injusticia… o alegría, amor, calma, felicidad…
  • ¿Cómo te hubiera gustado que te trataran? Con brusquedad, de forma autoritaria, ordenándote las cosas, sin agradecerte lo que haces o con dulzura, cariño, respeto, aliento, empatía, agradecimiento…
  • ¿Qué te hubiera gustado hacer allí? Estar sentada la mayor parte del tiempo, escuchando las explicaciones de forma pasiva, haciendo fichas una tras otra como se te ordenaba, cuando se te ordenaba, calladita sin hablar y sin “molestar” o te hubiera gustado encontrarte una acogedora clase con atractivos materiales que pudieras utilizar siempre que quisieras, pudiendo moverte con libertad, pudiendo hablar con tus amigos/as, eligiendo lo que mas te apetece hacer en cada momento…

2. PIENSA

Piensa en cómo vas a enfocar la educación de tu aula el próximo curso de acuerdo a tus alumnos/as y a tus posibilidades:

  • ¿Vas a tener zona de la calma?
  • ¿Vas a tener zona de juego libre/simbólico al estilo Waldorf?
  • ¿Vas a tener zona de movimiento Pikler-Loczy?
  • ¿Vas a tener una zona TIC?
  • ¿Vas a tener zona de lectura diferenciada?
  • ¿Cómo vas a distribuir la clase para tener todas las áreas Montessori necesarias según las edades de tus alumnos/as?
  • ¿Vas a incorporar elementos para la autorregulación en una zona aparte o dónde los vas a colocar?
  • ¿Vas a permitir que tus alumnos/as realicen actividades con agua como trasvases, regar o limpieza?
escuela2

3. SIENTATE

Acude a tu clase un momento que no haya niños/as, siéntate sola en el medio de la misma, mira a tu alrededor y pregúntate:

 

  • ¿Qué ves?
  • ¿Qué sientes?
  • ¿Qué obstáculos encuentras en tu camino si intentas moverte a gatas por la clase?
  • ¿Cómo podrías conseguir más espacio para la libre movilidad de tus alumnos?
  • ¿Cómo podrías hacer ese espacio más acogedor?
  • ¿Cómo podrías colocar los materiales a su alcance?
  • ¿Por qué tienes la necesidad de tener las paredes llenas de información? En el método Montessori, se reducen los estímulos de las paredes para permitir que los niños/as se puedan concentrar mejor en los propios materiales, ahora que vas a ofrecer materiales y actividades Montessori o de inspiración Montessori, ¿Cuántas cosas de las paredes puedes quitar?
escuela 6
escuela 4

4. DIBUJA

Haz tres mapas de tu aula dibujándolos en un papel:

  • Uno vacío, sin mobiliario, solo las paredes, ventanas, columnas, puertas, baño…
  • Uno tal y como la tienes ahora, con las mesas, las sillas, tu mesa, tu silla, las perchas, los muebles que tengas…
  • Y en el tercer mapa, intenta diseñar tu “aula ideal” tendiendo en cuenta todo lo que sabes y la realidad de tu centro.

5. REUTILIZA

Piensa en cómo puedes aprovechar lo que tienes ahora en tu clase y pide permiso para deshacerte de todo lo que no vayas a necesitar.

  • Por ejemplo, la mesa del profesor/a es un estorbo si tienes un aula pequeña, en Montessori los maestros/as o educadores/as no tienen mesa.
  • No necesitas tener una mesa por niño/a, se recomienda tener una mesa por cada 2 niños/as y el resto serán “alfombras de trabajo” que estarán enrolladas y guardadas en un cesto en la clase.
  • En el momento de comer, pueden compartir mesa 2 niños/as sentándose en el lado más corto, enfrente uno de otro.
  • Excepto para comer, no necesitas tener sillas para todos, por lo que la mitad de las que tienes las puedes apilar en un rincón y sacarlas para la hora del almuerzo o la comida si también coméis en el aula.
  • Si tienes armarios con puertas, puedes quitar las puertas o bien quitarles la trasera y darles la vuelta para que queden como estanterías abiertas para que puedan los niños/as visualizar los materiales y moverse de forma autónoma por el aula.

Prueba a pedir que te pongan estanterías bajitas para los materiales, hoy en día en IKEA por ejemplo, venden maravillosas estanterías por 25€, ideales de la muerte para comunidad infantil y casa de niños, con solo 2 o 3 de ellas tendrías suficiente para tu aula.

O si eres muy manitas, puedes pedir que te corten tablones en Leroy Merlin, por ejemplo, y te lo haces tu misma 😉 

escuela 5

6. DISTRIBUYE

Vuelve a sentarte en tu aula un día sin niños/as, vuelva a hacer un mapa de tu clase y haz un boceto de tu clase sin los elementos que te han dejado quitar, con la nueva distribución de los elementos que aun tienes y los que puedes conseguir. Piensa en la distribución de las diferentes áreas y espacios dentro de la clase de forma lógica.

 

  • Por ejemplo, si vas a realizar actividades con agua como trasvases, lo ideal es poner esa zona de vida práctica cerca del punto de agua y los paños, fregona y tendedero cerca para poder limpiar los derrames.
  • Si vas a incorporar elementos musicales, piensa en no ponerlos cerca de la zona de la calma o de lectura porque sería contraproducente.
  • La zona de juego debería de estar alejada de la zona de trabajo.
  • Prueba a compartimentar zonas utilizando estanterías o mesas, en lugar de tener las estanterías solo pegadas a las 4 paredes del aula.
escuela 8
escuela 7

7. RELAX

No lo has de pensar todo hoy, demasiados cambios te pueden saturar. Puedes retomar mañana el asunto.

  • No te ofusques con crear desde el primer día una clase “perfecta”, puedes empezar con lo que tienes con las modificaciones que puedas hacer. Lo importante es que no te sientas abrumada con los cambios y tires la toalla.
  • Recuerda que lo más importante es la base de la pirámide, la Filosofía Montessori junto con la Disciplina Positiva, y eso no requiere cambios estructurales de tu aula.
  • Tal vez puedas empezar por ahí ahora y, más adelante, por ejemplo, el próximo curso, probar a dar el siguiente paso, el de modificación de tu ambiente, poco a poco.

8. LÁNZATE

  • Piensa que en Montessori LOS ERRORES SON OPORTUNIDADES, por lo tanto, no te vas a equivocar, sino que vas a aprender, y mucho, durante los próximos meses.
  • Tranquila que todo tiene marcha atrás, si das un paso demasiado grande y te sientes insegura, puedes retroceder un poco para ganar confianza de nuevo.
  • No te presiones, es un cambio que nace de ti, nadie te va a presionar, haz solo aquello con lo que te sientas cómoda, ve poco a poco, sin estrés.

9. CONFÍA

  • Confía en ti misma, confía en el proceso, no estás sola, somos muchas las personas que creemos en esto, con años de experiencia en transformar escuelas, sabemos que un pequeño paso de una sola persona en su aula de su escuela, repercute de forma positiva en los compañeros/as que, poco a poco, se van animando a salir de su zona de confort y probar cosas nuevas porque lo han visto hacer a sus compañeros/as. Y anima también a otros profesionales de otros centros. Las escuelas se han de actualizar, no se puede seguir educando igual generación tras generación. ¡El mundo avanza y la educación también!

10. TU PUEDES

  • ¡No tienes nada que perder, y sí mucho que ganar! Al principio te costará mucho esfuerzo, pero como sucede con los niños/as en su periodo de adaptación, en cuanto te habitúes, ya verás lo satisfecha y orgullosa que te sientes! ¡A por todas! ¡Ánimo! ¡TU PUEDES!

Si necesitas ayuda extra. Recuerda que tenemos un curso bueno, bonito y barato que te ayudará enormemente con la tarea de “Montessorizar” tu aula. 

Es un curso completo que explica de forma práctica y sencilla cómo encajar a la perfección en tu aula (y en en el resto de la escuela), organizándola por rincones/ambientes para que de verdad funcione, el enfoque de los métodos  Montessori + Disciplina Positiva + Pikler + ABP + Waldorf + Aucouturier

Puedes ampliar la información AQUÍ.

Si te ha gustado y crees que le puede servir a otras personas, por favor ¡COMPARTE! ¡Muchas gracias!

MAR MASÓ – ESENCIA MONTESSORI

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *